Navegación
Articulos Recientes
« Cómo Encélado obtuvo sus rayas de tigre | Main | Virus H1N1: Gripe porcina ataca más fuerte a las mujeres embarazadas »
jueves
jul302009

El calentamiento global ayudó al florecimiento del imperio Inca

Un nuevo estudio indica que un cálido hechizo de 400 años ayudó a los antiguos Incas a construir el imperio más grande que existió en las Américas.

Vista aérea de Machu Picchu, "la ciudad perdida de los Incas".Comenzando alrededor del año 1,100 d.C., un aumento en la temperatura sirvió como una "incubadora perfecta" para la expansión del imperio Inca, según indican las afirmaciones de un equipo internacional de investigadores en el informe que aparece en la edición actual de la revista Climate of the Past.

"El calentamiento climático no siempre tiene que ser una cuestión negativa. Nuestra investigación demuestra que puede favorecer al desarrollo de la sociedad", dijo el autor principal del estudio, Alex Chepstow-Lusty, un paleoecologista del Instituto Francés de Estudios Andinos en Lima, Perú.

Los Incas establecieron el imperio más grande de América - el cual se extendió desde la actual frontera sur de Colombia hasta el centro de Chile - en el tiempo de su último emperador, Atahualpa, quien fué ejecutado por los conquistadores españoles en 1533. Debido a que el idioma inca no tuvo forma escrita -aspecto por el cual ha sido considerada la única gran civilización de la Edad de Bronce sin un lenguaje escrito- y debido a la destrucción de su patrimonio por parte de los conquistadores, los detalles de su meteórico ascenso se han mantenido en completo misterio.

Ahora, Chepstow-Lusty y colegas de universidades en Francia, el Reino Unido y los Estados Unidos, han encontrado testigos fiables que recuentan los momentos más importantes del imperio Inca: el polen y las semillas enterradas en las capas de barro en el suelo del lago Marcacocha, en la región del Cuzco de los Andes peruanos.

Similares a los anillos en el tronco de un árbol que ha sido segmentado, cada capa de sedimento representa un período fijo de tiempo. En el caso del Lago Marcacocha, los investigadores fueron capaces de analizar registros de sedimentos de 1,200 años de antiguedad. "Este disco revela un período sostenido de aridez que se inició desde el año 880 d.C., seguido por el aumento del calentamiento a partir del año 1,100 d.C., el cual duró más allá de la llegada de los españoles en el año 1532", escribieron los investigadores.

Polen, semillas y otros indicadores ambientales encontrados en las capas de barro muestran que los Incas cambiaron el paisaje con terrazas agrícolas mantenidas por canales alimentados con el agua obtenida de la fusión de los glaciares durante los períodos del clima más cálido. Los árboles también fueron trasladados hasta las montañas. "Los árboles fueron utilizados de forma efectiva para proteger contra la erosión y aumentar la fertilidad del suelo. Estas prácticas permitieron una mayor producción agrícola", dijo Chepstow-Lusty. Según el investigador, los excedentes de maíz y patatas liberaron una gran parte de la población, permitiéndoles formar un gran ejército, así como construir una enorme red de carreteras y grandes estructuras, incluyendo Machu Picchu.

Vista panorámica de Machu Picchu.

Los sedimentos del lago también revelaron una gran sequía que se inició alrededor del año 880 d.C., que duró un siglo o más. Esta sequía es probablemente responsable de la caída de un imperio anterior, conocido como el Wari (550-1,000 d.C.). Según los investigadores, algunas lecciones importantes pueden ser aprendidas hoy acerca de las estrategias de sostenibilidad de los Incas.

"El Perú es considerado el tercer país más amenazado en el mundo por el calentamiento global, con la mayoría de sus glaciares predichos a desaparecer hacia el año 2050. El país debería concentrarse en la restauración y la protección de sus ecosistemas", dijo Chepstow-Lusty. Según el investigador, el Perú debería restaurar vastas zonas de terrazas y sistemas de canales abandonados, trabajar en la construcción de preasa y reservas, y centrar su atención a gran escala en una reforestación masiva de los Andes peruanos - al igual que hicieron los Incas.

Jon Fjeldså, un experto en la diversidad biológica de los Andes y curador del Museo de Historia Natural de Dinamarca, está de acuerdo en que el estudio proporciona evidencias de una política ambiental eficaz por parte de los Incas y la necesidad de restaurar y proteger los ecosistemas en el Perú. 

Fuente: Discovery News

PrintView Printer Friendly Version

EmailEmail Article to Friend

Reader Comments

There are no comments for this journal entry. To create a new comment, use the form below.

PostPost a New Comment

Enter your information below to add a new comment.

My response is on my own website »
Author Email (optional):
Author URL (optional):
Post:
 
All HTML will be escaped. Hyperlinks will be created for URLs automatically.